Deforestación

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirE-mail

Las plantaciones de tabaco son una de las principales causas de deforestación a nivel mundial. Cada año se consumen entre 82,5-175 millones de metros cúbicos de madera para la producción del tabaco y esto se traduce en 1,2-2,5 millones de hectáreas deforestadas.

El 93% de la deforestación debida al tabaco ocurre en países en desarrollo.

Para que las hojas verdes se vuelvan marrones y adquieran el aroma típico del tabaco, se deben fermentar a temperaturas de 70 ºC. Muchos países usan madera de la selva para incinerarlas. Se necesitan 5,5 kg de madera por cada kilo de tabaco curado. La Organización Mundial para la Salud calcula que con un árbol adulto sólo se obtiene la energía necesaria para la fermentación de 300 cigarrillos.