Por videoconferencia desde Tecnópolis

La presidenta lanzó el programa Qunita, un comienzo de vida equitativo para los bebés

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirE-mail

El programa apunta a un universo de 150.000 a 200.000 niños, mujeres y familias por año e incluye la entrega del kit Qunita, que consiste en un conjunto de elementos básicos para el cuidado de la salud y el sueño seguro del recién nacido.

Mediante una videoconferencia desde Tecnópolis, la megamuestra de Ciencia, Tecnología, Industria y Arte, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner lanzó hoy el Programa Qunita, que bajo el lema "un comienzo de vida equitativo" garantiza los recursos necesarios para acompañar y cuidar la salud de las mujeres que reciben la Asignación por Embarazo y una adecuada atención del recién nacido y de su crianza.

Con escasos precedentes en otros países, el programa incluye la distribución del kit Qunita, que reúne los elementos básicos para el cuidado de la salud y el sueño seguro del recién nacido, dentro de una estrategia sanitaria que busca reforzar la captación temprana de las mujeres embarazadas con el fin de disminuir la mortalidad materna e infantil.

"El plan Qunita no es sólo un kit que se entrega a las mamás con Asignación por Hijo sino una estrategia integral de salud", dijo la presidenta al sostener una videoconferencia con el secretario de salud comunitaria Nicolás Kreplak y el titular del centro articulador de acciones en salud de Río Gallegos Rolando Nervi. En la ocasión la Jefa de Estado dialogó también con Milena, una mamá de un bebe de seis días que de éste modo se convirtió en la primera beneficiaria del kit Qunita.

La mandataria explicó que para recibir el kit las madres previamente deberán hacer controles prenatales, recibir y tomar ácido fólico y hierro en el primer trimestre del embarazo; realizar los controles y ecografías, participar de consejerías sobre lactancia y la pesquisa prenatal.

"Ya tenemos 5.000 kits para entregar" y está previsto que "hasta diciembre se van a entregar 90.000 Qunitas", remarcó la presidenta.

Además de garantizar el acceso a una cuna y a los elementos básicos para el cuidado del recién nacido, Qunita apunta a favorecer los controles prenatales durante el embarazo; orientar a las familias para la atención del parto en una maternidad con las condiciones adecuadas y fortalecer el seguimiento del puerperio y del recién nacido.

El programa beneficiará a las mujeres argentinas titulares de la Asignación Universal por Embarazo y a los bebés titulares de la Asignación Universal por Hijo nacidos en maternidades públicas. Esto significa llegar a un universo de 150.000 a 200.000 niños, mujeres y familias por año. Además ofrece a los padres un completo asesoramiento sobre lactancia materna, sueño seguro del bebé, cuidados de la madre y del recién nacido hasta los primeros meses de vida. Esos y otros consejos están además incluidos en una guía editada por el Ministerio de Salud de la Nación que se le entrega a cada familia.

¿Qué contiene el Kit Qunita?

El programa Qunita incluye la entrega de los siguientes elementos básicos para el cuidado de la salud y el sueño seguro del recién nacido:

• Cuna de madera con sistema de encastre, bolsillos de tela, colchón y móvil.

• Blanquería: cubre colchón, juego de sábanas, frazada de polar, acolchado, toalla y toallón.

• Indumentaria para el recién nacido: dos bodys manga larga, dos bodys manga corta, dos pantalones tipo "osito", un abrigo de plush de saco y pantalón, dos sacos de dormir, medias y escarpines.

• Indumentaria para la mamá: bata, camisón y un par de pantuflas.

• Bolso materno y neceser que incluyen: cambiador, sonajero, mordillo, chupete con sujetador, protectores mamarios, termómetro digital, algodón y cremas.

• Porta bebé para el traslado del bebé hasta los 6 meses.

• Mordillo, sonajero móvil para cuna y un libro de cuentos.

• Guía de cuidados para la mamá y el bebé.

¿Cuándo se entrega el kit Qunita?

La entrega está prevista en el contexto del alta conjunta y hasta siete días posteriores al nacimiento. Para ello la puérpera (o quien ella designe) deberá concurrir al establecimiento de salud donde ocurrió el nacimiento y presentar su Documento Nacional de Identidad (DNI) y CUIL de la madre y certificado de nacimiento del bebé.

Previo a la entrega del kit, el personal del equipo de salud del establecimiento deberá verificar que la madre sea titular de la Asignación por Embarazo para Protección Social y emitirá un comprobante de recepción de esa documentación.

El Programa Qunita y la reducción de la mortalidad materno-infantil

La aplicación del Programa Qunita puede potenciar la reducción de las tasas de mortalidad materna e infantil, porque mejora la calidad y el número de controles prenatales; fomenta los nacimientos en maternidades seguras que cumplen con las condiciones obstétricas y neonatales esenciales de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS); incentiva el alta conjunta y fomenta prácticas sanitarias recomendadas como la lactancia materna y el sueño seguro del bebé.

Experiencias similares en el mundo

Finlandia es pionera en la materia pues empezó a entregar un kit con enseres básicos para los primeros cuidados del bebé en la década de 1930. Al principio lo entregaba a familias de bajos recursos, hasta que en 1949 amplió el beneficio a todas las embarazadas. Esa política contribuyó a que Finlandia presente una de las más bajas tasas del mundo de mortalidad infantil.

En 2012, Chile empezó a instrumentar un programa de apoyo al recién nacido denominado "Ajuares" mediante el cual entrega a las familias un set de implementos básicos para recién nacidos.

En 2014, Perú puso en marcha su Plan Nacional Bienvenidos a la Vida destinado a fortalecer la atención inmediata del recién nacido, en particular en aquellos con peso menor o igual a 2,500 gramos provenientes de familias asentadas en los distritos con menor ingreso económico de las zonas rural, alto andina y amazónica. Allí se entrega una caja-cuna y kit para darle abrigo, higiene, cuidados y estimulación.

Desde el año pasado, las provincias de Mendoza y Neuquén aplican programas parecidos que contemplan la entrega de un set de elementos básicos para el recién nacido.

El Programa Qunita se integra a un conjunto de políticas impulsadas por el Estado Nacional (como la Asignaciones por Embarazo y por Hijo, el Programa SUMAR, REMEDIAR, y el Calendario Nacional de Inmunizaciones, el Programa Materno Infantil y el Plan para la Reducción de la Mortalidad Materno Infantil, de la Mujer y Adolescentes) para el cuidado integral del embarazo y los bebés recién nacidos.

Diversas organizaciones internacionales saludaron estas políticas impulsadas por el Estado nacional. La Organización Internacional del Trabajo (OIT) resaltó la protección social que genera la Asignación Universal por Hijo y por Embarazo y colocó a la Argentina en la lista de Estados que "expandieron la cobertura de maternidad a grupos de mujeres que previamente estaban desprotegidas".

La organización Save the Children ubicó meses a atrás a la Argentina como el mejor país de América Latina para ser madre. La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) destacó que las políticas de inclusión social permitieron mejorar la calidad de vida de los argentinos y aseguró que Argentina, junto a Chile y Venezuela, alcanzaron niveles inferiores al 5% en la lucha contra el hambre.