Salud recomienda que a partir de ahora se ofrezca el test de VIH en todas las consultas médicas

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirE-mail

A través de la resolución 55-E/2017, publicada en el Boletín Oficial con fecha 17 de enero de 2017, el ministro de Salud de la Nación Jorge Lemus extendió a los miembros de los equipos de salud la recomendación de informar y ofrecer el test de VIH a todas las personas que entren en contacto con el sistema de salud, independiente de la causa. Además, ya no se necesitará una orden médica para realizarlo, lo que a veces era un obstáculo para el acceso a la prueba.

Al mismo tiempo, estableció la obligatoriedad del ofrecimiento de la prueba de VIH con información a aquellas personas que en la consulta médica manifiesten determinadas patologías o circunstancias (neumonías severas, tuberculosis, cualquier infección de transmisión sexual, entre otras), y a las parejas de las embarazadas.

La resolución ministerial instituye también la no obligatoriedad de una orden firmada por un médico para la realización y/o procesamiento de las pruebas para la detección del virus, en todo el sistema público, bastando la simple solicitud y firma del consentimiento informado de las personas interesadas en cualquier lugar donde se realicen el test.

La cartera nacional invita a las jurisdicciones del país a adherir a estas determinaciones ante la necesidad de crear alternativas para facilitar el acceso al diagnóstico del VIH y otras infecciones de transmisión sexual, atendiendo al principio constitucional del derecho a la salud.

El documento asegura que “el acceso al diagnóstico oportuno es un factor determinante para la mejor respuesta al tratamiento de la infección por VIH, resultando en una mejoría en la sobrevida de la persona, y que el tratamiento antirretroviral con el objetivo de lograr una carga viral indetectable disminuye la transmisión del virus”.

En 2015 la Argentina suscribió a las metas regionales 90-90-90 de la OPS/OMS, mediante las cuales se aspira a que para el año 2020 el 90% de las personas con VIH estén diagnosticadas, que de ellas el 90% estén bajo tratamiento y que, de este grupo, el 90% tenga niveles indetectables de carga viral. Ese mismo año entró en vigencia en nuestro país la recomendación de la oferta universal de tratamiento a las personas que tienen el virus desde el momento del diagnóstico.

Según las últimas estimaciones -publicadas en el boletín epidemiológico de la Dirección de Sida y ETS del Ministerio de Salud de la Nación presentado en diciembre pasado-, en la Argentina viven 120 mil personas con VIH, de las cuales el 30% tiene el virus y no lo sabe. Las cifras de diagnósticos tardíos, obtenidas a partir de las notificaciones, reportan un 33,3% de diagnósticos tardíos en varones y un 23,8% en mujeres.